regimen de insolvencia para comerciantes

¿Qué Pasa Cuando Una Persona Se Declara Insolvente?

Antes de entrar a explicar qué sucede cuando una persona se declara en insolvencia o en «bancarrota» (como suele decirse comúnmente), es necesario aclarar algunos puntos iniciales.

¿Qué es la insolvencia económica?

Así las cosas, tenemos que la insolvencia es aquella situación o condición que impide a una persona, pagar sus diferentes deudas.

Ésta ocurre cuando dicha persona no cuenta con los recursos económicos o el capital suficiente para pagar dichas obligaciones.

En términos más técnicos, ésta se da cuando los activos de una persona, no son suficientes para cubrir o pagar sus pasivos.

Régimen de insolvencia en personas naturales

Ahora bien, cuando una persona natural es comerciante, es decir, tiene un negocio o establecimiento de comercio debidamente formalizado ante la Cámara de Comercio y se encuentra en insolvente, puede acogerse al régimen de insolvencia en personas naturales comerciantes, estipulado en la Ley 1116 de 2006, de acuerdo a su Artículo 2.

La Ley 1116 de 2006, permite al comerciante, reestructurar su negocio mediante diferentes acuerdos de pago con los acreedores, de manera tal, que pueda hacer sostenible su negocio, al mismo tiempo que cumple con el pago de sus deudas.

Requisitos para acogerse al Régimen de Insolvencia

Para poder acogerse a lo estipulado en dicho régimen, deberá estar en situación de insolvencia o de cesarión de pagos, según el Artículo 9 de la Ley 1116 de 2006.

Cesación de pagos

Según el numeral primero del Artículo 9 de la misma Ley, el deudor estará en cesación de pagos cuando:

Incumpla el pago por más de noventa (90) días de dos (2) o más obligaciones a favor de dos (2) o más acreedores, contraídas en desarrollo de su actividad, o tenga por lo menos dos (2) demandas de ejecución presentadas por dos (2) o más acreedores para el pago de obligaciones. En cualquier caso, el valor acumulado de las obligaciones en cuestión deberá representar no menos del diez por ciento (10%) del pasivo total a cargo del deudor a la fecha de los estados financieros de la solicitud, de conformidad con lo establecido para el efecto en la presente ley.

Incapacidad de pago inmunemente

Por otro lado, el numeral 2 de la misma Ley y Artículo, reza que el deudor estará en situación de incapacidad de pago inminente cuando:

Acredite la existencia de circunstancias en el respectivo mercado o al interior de su organización o estructura, que afecten o razonablemente puedan afectar en forma grave, el cumplimiento normal de sus obligaciones, con un vencimiento igual o inferior a un año.

Tenga en cuenta que el Parágrafo único de dicho Artículo, advierte que en el caso en el que las personas naturales comerciantes, éste régimen no procese en lo que se refiere a la incapacidad de pago inminente, es decir, sólo les aplica cuando se encuentran en cesación de pagos.

De igual manera es necesario aclarar que para el efecto, no se tienen en cuenta las obligaciones alimentarias y los procesos ejecutivos relacionados con éstas.

Además de lo anterior, el Artículo 10 de la misma Ley, establece que debe realizar y/o cumplir con los siguientes pasos:

  1. Solicitud de reorganización.
  2. Documentos que acrediten la insolvencia o la cesación de pagos.
  3. No haberse vencido el plazo establecido en la Ley, para enervar las causales de disolución, sin haber sin adoptado las medidas tendientes a subsanarlas.
  4. Llevar contabilidad regular de sus negocios conforme a las prescripciones legales.
  5. Si el deudor tiene pasivos pensionales a cargo, tener aprobado el cálculo actuarial y estar al día en el pago de las mesadas pensionales, bonos y títulos pensionales exigibles.

Cuando se trate exclusivamente de personas naturales, sólo aplicará el numeral segundo de la lista anterior.

Beneficios del régimen de insolvencia

El principal beneficio del régimen de insolvencia, es que puede tener la posibilidad de reestructurar las deudas, renegociar condiciones y en general, una mayor posibilidad de salvar su negocio.

Así mismo, tendrá beneficios frente a los procesos de ejecución, que puedan ser llevados en su contra por parte de los acreedores, tal como lo menciona el Inciso Primero del Artículo 20 de la Ley 1116 de 2006.

A partir de la fecha de inicio del proceso de reorganización no podrá admitirse ni continuarse demanda de ejecución o cualquier otro proceso de cobro en contra del deudor. Así, los procesos de ejecución o cobro que hayan comenzado antes del inicio del proceso de reorganización, deberán remitirse para ser incorporados al trámite y considerar el crédito y las excepciones de mérito pendientes de decisión, las cuales serán tramitadas como objeciones, para efectos de calificación y graduación y las medidas cautelares quedarán a disposición del juez del concurso, según sea el caso, quien determinará si la medida sigue vigente o si debe levantarse, según convenga a los objetivos del proceso, atendiendo la recomendación del promotor y teniendo en cuenta su urgencia, conveniencia y necesidad operacional, debidamente motivada.

Régimen de insolvencia en personas naturales no comerciantes

Según el Artículo 3 de la Ley 1116 de 2006, las personas naturales que no son comerciantes, están excluidas del régimen de insolvencia empresarial.

Así entonces, el régimen de insolvencia para personas naturales no comerciantes, se encuentra dentro del Código General del Proceso o Ley 1564 de 2012, a partir del artículo 538 y siguientes.

¿Qué pasa si se declara en insolvencia?

Así entonces, si usted se acoge al régimen de insolvencia, es decir, se declara insolvente, tendrá la oportunidad principal, de reestructurar su negocio y sus deudas.

Lo anterior le ayudará a salvaguardar su patrimonio de forma adecuada mientras cumple con las obligaciones económicas para con sus acreedores.

La Ley de insolvencia no le permitirá librarse de deudas, pero si llegar a negociaciones que le brinden a usted posibilidades de pago más adecuadas.

Abogados especialistas en insolvencia económica

Si desea conocer más sobre el régimen de insolvencia o realizar los diferentes trámites para acogerse a él, no dude en ponerse en contacto con nosotros y con gusto le atenderemos y ayudaremos.

Tenga en cuenta que éste tipo de procesos o actuaciones, deben ser realizadas preferiblemente por profesionales, pues de ello depende el éxito de su caso.

Deja un comentario

Agenda tu cita
1
Preguntas legales. Envíanos un mensaje
AMG Consulting
¿Necesitas resolver un problema legal? Estamos aquí para ayudarte. Haz clic aquí para programar una reunión inicial y discutir tu caso.